Canal de vídeo noticias por cortesía de la agencia RoiPress

¿BUSCAS UNA NOTICIA? PRUEBA CON NUESTRO BUSCADOR DE NOTICIAS

lunes, 29 de abril de 2019

"Tengo la riqueza más grande en mi familia", entrevista a Olegario Vázquez, propietario del Grupo Ángeles



Olegario Vázquez Raña es el dueño del Grupo Empresarial Ángeles, conglomerado con intereses en el sector hotelero (Hoteles Camino Real), los medios de comunicación (Excelsior, Grupo Imagen), o la banca, a través de Banco Multiva. 

Cuenta que el día que adquirió la licencia para dirigir un banco en Estados Unidos se llevó a su esposa, María de los Ángeles Aldir, y a sus tres hijos. "Era un evento importante", zanja el empresario, que hubo de superar varios interrogatorios de DEA y FBI para verificar que ni llevaba droga ni iba a cometer ilegalidad alguna. 

Actualmente sigue siendo uno de los hombres más ricos de México. Cuando recibió a Forbes en su despacho. Allí aseguró que el único vicio lujoso que tiene es el avión privado o, en su defecto, el helicóptero. Y aunque le gusta hacer escapadas con su familia y amigos, dice que uno de los motivos capitales para disponer de tan ágil medio de transporte es ir a las cenas de sus empleados. 


Publicidad

Te presto 20 millones sin preguntar nada

Hijo de María Raña y Venancio Vázquez, hermano de Aurelio, Apolinar, Abel y Mario Vázquez Raña, otro empresario de altura, fallecido en 2015. Mario controló un grupo de más de un centenar de medios de comunicación y presidió la Organización Deportiva Panamericana. Entre los dos hermanos se suponía una ruptura, tras la separación de sus negocios y algún encontronazo público, pero Olegario rechaza que mantuvieran una mala relación.

"La amistad con Mario fue la más grande. Éramos inseparables. En una ocasión me pidió que le dejara 20 millones de dólares y se los presté sin preguntar nada. Nunca estuvimos enojados, como se dijo", zanja el empresario, si bien reconoce que lo desairó en público, en una reunión del Comité Olímpico Mexicano. Allí estaba Olegario en calidad de presidente de la Federación Internacional de Tiro Deportivo y su hermano lo interrumpió cuando iba a intervenir.

Publicidad

"Mario me dijo: '¡Cállate, eso no sirve para nada!'. Entonces me puse de pie y le dije: 'A mí, aunque seas el presidente del Comité Olímpico Mexicano, no me puedes callar'. Me levanté y no volví a ninguna junta". 

"He sido un hombre de mucho trabajo, siempre me ha acompañado la suerte y tengo la riqueza más grande en mi familia", resume el magnate, al que en tantas ocasiones se le ha atribuído una excesiva cercanía al poder político. Tanta, que se le llegó a acusar de conspirar para favorecer la presidencia de Felipe Calderón. 

"He sido buen amigo de muchos presidentes. Y jamás he recibido ni una milésima de ayuda de ninguno de ellos. Nunca he tenido un negocio político. La única vez que fui a (Luis) Echeverría a pedirle un favor, me lo negó. Yo quise comprar un avión y necesitaba una licencia que solo podía autorizar el presidente. Y me dijo 'no hay licencia. ¡Te dije: no!'".



Imprimir


Si quieres estar informado con más noticias como esta, suscríbete y recibe la actualidad en tu correo. Escribe tu cuenta de correo y haz clic en 'Submit' para suscribirte. El servicio de suscripción es gratuito y está ofrecido por Google Feed Proxy a través de Blogger. Tus datos sólo se utilizarán para enviarte un mensaje de correo una única vez al día con las últimas noticias publicadas. Podrás darte de baja en cualquier momento porque todos los mensajes que recibas incluirán la opción unsubscribe now.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN DIARIO