¿BUSCAS UNA NOTICIA? PRUEBA CON NUESTRO BUSCADOR DE NOTICIAS

Ferrer comprará 6 bodegas de Freixenet por 15 millones de euros


  • Tras sellar su alianza, Freixenet y Henkell ya avanzaron el pasado verano que la prioridad del grupo sería el cava y los vinos espumosos y que habría desinversiones en vinos tranquilos


ESPAÑA.- Tras la entrada de Henkell, el líder del cava desinvierte en Argentina y en las bodegas de vino que posee fuera de Cataluña, ubicadas en Rioja, Ribera del Duero, Rías Baixas, Priorat y Montsant.

Tras sellar su alianza, Freixenet y Henkell ya avanzaron el pasado verano que la prioridad del grupo sería el cava y los vinos espumosos y que habría desinversiones en vinos tranquilos. Esta reorientación del foco estratégico ya se ha concretado con un primer acuerdo para vender las bodegas españolas de Freixenet que están situadas fuera de Cataluña y también la filial productiva de Argentina.

Publicidad
El comprador será Pedro Ferrer Noguer, uno de los dos consejeros delegados del grupo líder del cava, que adquirirá seis bodegas con el aval de su padre, José Ferrer Sala, presidente de honor. Ferrer Sala (42,5%) y su sobrino, José Luis Bonet (7,5%), controlan el 50% de Freixenet, mientras que el grupo alemán posee el 50% restante.

Pedro Ferrer pagará 15 millones de euros a Freixenet por este paquete de activos, que incluye las bodegas Vionta (Rías Baixas), Valdubón (Ribera del Duero), Solar Viejo (Rioja), Morlanda (Priorat), Fra Guerau (Montsant) y Finca Ferrer, en Argentina. La operación debe formalizarse antes del 31 de julio. La familia Ferrer ya se habría asegurado la financiación, con una combinación de recursos propios y deuda a través de Ferrer Miranda, una sociedad de nueva creación.

Finca en Argentina

Las marcas Morlanda y Fra Guerau se elaboran en Viticultors del Priorat y Vinyes del Montsant, respectivamente, dos bodegas donde Freixenet tenía el 50% del capital. El otro 50% pertenece al exministro Luis Atienza, al exsecretario de Estado Josep Puxeu y a Antonio Ripoll.

El nuevo grupo Ferrer Miranda comprará también Finca Ferrer, la bodega que Freixenet tiene en Argentina y que incluye una finca de 320 hectáreas en el valle vinícola de Tupungato, en Mendoza.

Todas estas marcas de vino, que suman más de 5,5 millones de botellas, seguirán siendo comercializadas por Freixenet, con quien Ferrer Miranda firmará un contrato de servicios. La intención de Pedro Ferrer es incorporar a la gestión de esta nueva empresa familiar a sus tres hijos.

La entrada de Henkell también ha provocado que se hayan segregado del grupo algunos proyectos vinícolas en Cataluña que ya estaban liderados directamente por José Ferrer y que tenían una gestión diferenciada. Se trata de la bodega Agrícola Casa Sala, que elabora el cava de paraje calificado Can Sala; y de la Freixeneda, una bodega que ahora cambiará de nombre -pasará a llamarse Josep Ferrer- para no provocar confusión con la marca Freixenet.

Estos dos activos tienen un elevado componente emocional para el nonagenario empresario, ya que están ubicados en las fincas históricas donde nacieron sus progenitores. Ferrer es asimismo dueño de 300 hectáreas de viñedo en Cataluña, mientras que Freixenet posee otras 100 hectáreas.

Casa Sala y La Freixeneda han pasado a depender de FourFer, una empresa de nueva creación que es propiedad de José Ferrer y de sus cuatro hijos: Pedro, Mercedes, Dolores y José María Ferrer Noguer. Este último hermano, que era directivo de Freixenet y ha liderado las bodegas de Australia y California, será a partir de ahora el director de FourFer. Judit Llop será la enóloga de estas bodegas en sustitución del histórico Josep Buján, que se jubila el 31 de diciembre.

De FourFer también colgarán tres proyectos experimentales: la plantación de viñedos en la Cerdanya, la Vall de Bianya y el Cap de Creus, en la provincia de Girona.

Publicidad
Bodegas internacionales

En una segunda fase, Freixenet prevé evaluar el futuro de las bodegas que tiene fuera de España. Se ha reafirmado ya la apuesta estratégica por los centros de México y California, pero podrían venderse las bodegas de Australia y Burdeos (Yvon Mau).

En 2017 Henkell y Freixenet alcanzaron una facturación conjunta de 1.237 millones y su objetivo es llegar a 1.500 millones en 2025.

Imprimir


Si quieres estar informado con más noticias como esta, suscríbete y recibe la actualidad en tu correo. Escribe tu cuenta de correo y haz clic en 'Submit' para suscribirte. El servicio de suscripción es gratuito y está ofrecido por Google Feed Proxy a través de Blogger. Tus datos sólo se utilizarán para enviarte un mensaje de correo una única vez al día con las últimas noticias publicadas. Podrás darte de baja en cualquier momento porque todos los mensajes que recibas incluirán la opción unsubscribe now.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

SUSCRIBIRSE