EVA pímez 1920, un lujo para el paladar

EVA pímez 1920, un lujo para el paladar
Cremas y Licores Tradicionales de España

Suscríbase gratis a la edición digital

ÚLTIMA HORA

BUSCADOR DE NOTICIAS PUBLICADAS EN NEGOCIOS DEL MUNDO

miércoles, 3 de agosto de 2016

El vino español de calidad entra en el mercado chino con paso firme


  • La compra de bodegas o los acuerdos de distribución son las dos formas que utiliza el país asiático para satisfacer la creciente demanda de un mercado con gustos cada vez más sofisticados.


ESPAÑA / CHINA.- El reciente anuncio de la bodega Marqués del Atrio, cuyo 75 por ciento pertenece al gigante del vino chino Changyu, de que van a realizar una importante inversión en Utiel-Requena ha puesto de nuevo sobre la mesa el creciente interés del mercado chino en el vino de importación y por extensión, el español.

El país asiático no es un recién llegado al mundo del vino. De hecho en 2015 superó a Francia en superficie total de viñedos, llegando a las 830.000 ha, sólo superado por España, que en el mismo año tenía 1.021.000 ha, según ha publicado la OIV (Organización Internacional de la Viña y el Vino) en un informe de abril de este año sobre la coyuntura mundial del sector.

La producción local en China es "predominantemente tinto, barato, de baja calidad" según decía el Icex (Instituto Español de comercio Exterior) en un informe sobre el mercado del vino en China en 2015. En ese año el país produjo 11 millones de hectolitros, habiendo caído un 17% desde 2011. Sin embargo, el desarrollo de la clase media ha traído consigo cambios en los hábitos de consumo aumentando la demanda de aquellos productos que se consideran como un símbolo de estatus. Esto ha impulsado las importaciones de vino de forma espectacular que subieron un 44% en 2015 pasando de los 3,9 millones de hectolitros en 2014 a los 5,6 millones en 2015.

Por tanto, estamos ante un mercado descomunal que está cambiando sus hábitos de consumo hacia un producto con un importante componente social pero al que exigen un precio razonable y que no se produce en su país. Ahí los vinos españoles de gama media encajan como un guante. La percepción de nuestros vinos está cambiando en China desde "una percepción de vino barato granel a otra donde la nota dominante es la buena relación calidad-precio", según el Icex.

No es que los vinos de calidad no tengan su sitio, pero según declaraciones de Wang Zuming, secretario general del área de vinos de China Alcoholic Drinks Association, recogidas en otro informe del Icex, "la tendencia apunta a que los vinos de gama alta pierden presencia en favor de los de gama media o baja". En este contexto se entiende el movimiento anunciado por Changyu en Utiel-Requena pero no es la única operación con capital chino en el sector en los últimos años. La crisis dejó muchas bodegas al borde de la quiebra y algunas se vendían con descuentos de hasta el 50% que aprovecharon varios inversores del país asiático.

Bodegas y Viñedos Alilian, de la DO Ribera del Duero, es cien por cien propiedad del empresario chino Shu Ping Xu. Un tercio de Dominio de Cair, también de Ribera del Duero, pertenece a un ciudadano asiático y el 75% de la mencionada bodega riojana Marqués del Atrio pertenece al grupo Changyu. Por último, el 20% de Osborne pertenecía al grupo chino Fosun hasta mediados de julio pero la empresa española ha llegado a un acuerdo para recomprar la participación china. Según ha informado la empresa, a pesar de este paso atrás, "Osborne y Fosun refuerzan su alianza estratégica para el desarrollo del mercado chino que en los últimos dos años se ha traducido en un considerable incremento de las ventas en dicho mercado".

Una alianza estratégica similar es la opción elegida por otras bodegas para acceder al mercado chino aprovechando las redes que tienen estos intermediarios en aquel país. Los grandes grupos de la distribución chinos ya han tomado posiciones. Es el caso de COFCO Food Sales & Distribution que ha firmado un acuerdo con Bodegas Luzón y Bodegas Portia. También Bright Foods que con la compra de la empresa catalana Miquel Alimentació introducirá productos agroalimentarios españoles en China. El grupo Wanda, conocido porque acaba de vender el Edificio España de Madrid, se ha interesado por los vinos de Ribera del Duero para venderlos en un megaproyecto comercial llamado Calle España que tiene en la ciudad china de Xi'an. El primero en realizar el camino inverso ha sido Changyu que distribuye su vino Noble Dragón en España a través de Marqués del Atrio.

Lo cierto es que el mercado chino es tan grande que una pequeña variación en sus cifras de consumo modifica los datos globales del sector por lo que su atractivo es innegable. Hay oportunidades de crecimiento pero no son fáciles de aprovechar. El Icex resume lo que las empresas deben hacer para tener éxito en China: "garantizar la trazabilidad de su producto, personalizarlos, presentar una buena variedad en la gama y ofrecer precios competitivos". Al mismo tiempo sentencia que "el mercado chino es muy complejo y requiere importantes recursos y un planteamiento a largo plazo". En resumen: determinación, financiación y paciencia.

Imprimir

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe tu correo y haz clic en 'Submit'. Después ve a tu cuenta de correo y confirma la solicitud. El servicio de suscripción gratuito es ofrecido por Google Feed Proxy a través de Blogger. Tus datos sólo se utilizarán para enviarte un mensaje de correo una única vez al día con las últimas noticias publicadas. Podrás darte de baja en cualquier momento porque todos los mensajes que recibas incluirán la opción unsubscribe now.

SUSCRÍBETE Y RECIBE LAS NOTICIAS DE NEGOCIOS DEL MUNDO EN TU CORREO